¿Por qué necesitas un blog corporativo para tu empresa?

El blog de empresa es uno de los canales de comunicación que más posibilidades ofrece dentro del Marketing de Contenidos. Descubre por qué necesitas un blog corporativo para llevar tu negocio al siguiente nivel.

El blog corporativo o de empresa es un importante canal de comunicación para todo negocioEl grado de penetración de herramientas digitales en las empresas españolas es de lo más variado. Mientras unos surfean ya por la Web 3.0 como peces en el agua, otros todavía no se han decidido a abrir una página en Facebook. Sin embargo, el blog está convirtiéndose, poco a poco, en un instrumento indispensable para muchas empresas y profesionales.

Quizá los fieles al credo del Marketing Digital ya tienen la lección aprendida. Saben perfectamente qué puede aportar un blog a un negocio, y el coste de oportunidad que supone prescindir de él. Este post va dirigido a personas que están buscando la forma de que sus empresas puedan adquirir una mayor presencia online.

Hoy profundizaremos en las ventajas de tener un blog vinculado a la empresa o la actividad profesional que se ejerza. Pero antes, veremos cómo puede implementarse una bitácora en un negocio, dependiendo del grado de presencia online.

¿Cómo puedo incorporar un blog a mi empresa?

Parece una pregunta sencilla de responder, pero puede que no lo sea tanto. Quienes nos dedicamos al Marketing Digital vemos, a menudo, cómo las malas decisiones a la hora de poner en marcha un blog corporativo acaban pasando factura. El problema suele estar, como digo, en los inicios del proyecto. Y es que la forma adecuada de vincular un blog a tu empresa puede variar dependiendo del estado actual de tu negocio.

  • Blog corporativo para empresas sin página web: si todavía no tienes una website oficial tendrás que tomar una decisión: crear un blog, sin más; u optar por una página web con blog integrado. En la gran mayoría de los casos, la segunda opción es mucho mejor. Un error muy común es comenzar con un blog gratuito en Blogger o WordPress. Esta es una de las decisiones de las que más se lamentan los emprendedores a medio y largo plazo. Los blogs en plataformas gratuitas imponen ciertas limitaciones. Además, supone tener el nombre de una marca ajena a la tuya en la URL. ¿Imaginas cómo sonaría un blog cuya dirección web fuera algo así como http://elblogdepepsi.coca-cola.com…? Obviamente, ¡no! Es un ejemplo extremo, porque hemos citado dos marcas rivales, pero servirá para ilustrar lo que digo. Existen opciones muy económicas que nos librarán de los lastres que suponen los blogs gratuitos.
  • Blogs para empresas con página web: si ya dispones de un site, puedes crear un blog independiente, o integrarlo en tu página web. Esto último requiere que tu web disponga de ciertos requisitos. Si está basada en WordPress.org, implementar un blog es relativamente fácil. Pero si tienes dudas respecto a si tu página web puede albergar una sección para el blog, lo mejor es que consultes con un desarrollador. Como decía en el apartado anterior, tener la web y el blog unidos dentro de un mismo dominio suele ser mejor. Pero un blog independiente, con el nombre y la imagen de la marca, no siempre es mala idea. Algunos expertos en SEO, de hecho, lo recomiendan.
  • Profesionales autónomos o freelancers sin página web: si eres un profesional independiente, tu blog puede sustituir completamente a tu página web. Esto funciona para profesionales cuyo mejor activo es su branding personal. El blog permite un enfoque más personal. Y además, los blogs permiten crear páginas estáticas dentro del dominio, de modo que se puede crear una bitácora similar a una web, cuya única diferencia es que la página de inicio es aquella donde están idexadas las entradas.
  • Empresas que ya disponen de un blog que quieren cambiar: es el caso de muchos empresarios, directivos y profesionales que en su día optaron por una plataforma gratuita como las mencionadas arriba para sus blogs, y se han dado cuenta de que necesitan un espacio más profesional. En ese caso, se puede empezar con otro desde cero (lo cual supone echar por la borda todos los esfuerzos empleados en el antiguo blog) o realizar una migración. No es, en muchos casos, una decisión fácil. Pero ahí va un consejo: si la línea editorial de los contenidos va a ser la misma, quizá merezca la pena hacer una migración, siempre y cuando la lleve a cabo un técnico.

Como ves, existen diferentes alternativas. Lo importante es tener muy claros los objetivos a medio-largo plazo, para tomar la elección apropiada.

Las ventajas de tener un blog corporativo

Una vez hemos clarificado las distintas opciones existentes, centrémonos ahora en lo que un blog de empresa puede aportarnos.

Un plus a tu imagen de marca

Los blogs de empresas tienen por lo general una buena acogida entre los consumidores. Un negocio con un blog corporativo verdaderamente profesional, proporciona una imagen de actualidad, y transmite la impresión de ser una empresa adaptada a los nuevos tiempos.

Ahora bien, además de tener un blog, hay que cuidarlo. Una agencia cuyo blog no se actualiza durante meses, o incluso años, no solo deja de trabajar por la mejora de la imagen de marca, sino que puede llegar a ser contraproducente. Una vez publicas tu primer post, ¡no hay marcha atrás! O publicas o claudicas.

Un canal de comunicación directa con el público

Disponer de un blog de empresa hace que la marca se perciba como accesible al público. El blog es un canal de comunicación más, pero no es uno cualquiera. Es el elemento que retroalimenta a los canales sociales: una buena estrategia de Social Media debe incluir contenidos propios, que se compartirán en todas las redes sociales de la marca. Así, blog + perfiles sociales forma el cóctel estrella del Marketing de Contenidos.

Una mejor atención al cliente

Procura fomentar la participación mediante los comentarios. No temas las intromisiones de trols, las quejas de clientes insatisfechos o las acciones de infiltrados de la competencia. Habilita la moderación de los comentarios y no censures las críticas cuando sean justificadas. Si permites que un cliente descontento deja un comentario público en el blog quizá impidas que lo haga en otros lugares. Las críticas en casa son más controlables. Ofrécele una solución para que otros vean que la marca cuida su relación con los clientes.

Posicionamiento en buscadores

Una empresa con blog corporativo es mucho más fácil de posicionar en los motores de búsqueda como Google por varias razones. En primer lugar, porque publicar con frecuencia aumenta las probabilidades de aparecer en las búsquedas de los usuarios. En segundo lugar, porque Google premia la frecuencia de publicación con un mejor posicionamiento en los SERPs. Y en tercero, porque los posts que vas publicando te permiten introducir una larga lista de palabras clave para atraer a personas interesadas en tu producto o servicio.

Posicionamiento de marca

Consiste en posicionarse como marca líder en el sector, con profesionales expertos en su campo. Es una muy buena forma de estar en la mente del cliente potencial. Para ello es muy importante ofrecer contenidos útiles e interesantes a los lectores del blog.

Un escaparate para promocionar productos y ofertas

Puedes promocionar las ventas, publicar ofertas y publicitar directamente tus productos. Pero no olvides que el blog es una herramienta muy útil cuando se plantea desde el enfoque del inbound marketing. Los blogs corporativos que abusan de la promoción y el autobombo no consiguen fidelizar a su audiencia.

Recuerda: ante todo, publica contenidos de valor. La publicidad directa debe quedar relegada a un segundo plano. Porque, aunque pueda resultar paradójico, los contenidos “aparentemente” desinteresados son los que mejor trabajan tu Marketing Online. Publicidad directa… ¡sí! Pero en el momento y el lugar adecuado.

Una base de datos de clientes potenciales

Y es aquí donde la promoción directa a la que nos referíamos en el punto anterior cobra sentido. Habilita un formulario de suscripción al blog. Por cada persona que se suscriba recibirás el correo electrónico de una persona interesada en lo que haces, o mejor aún, en lo que vendes. Una vez dispones de una base de datos con un buen número de correos electrónicos, podrás hacer campañas de e-mail marketing para aumentar las ventas.

Las listas de suscriptores ofrecen la posibilidad de acceder a un público altamente segmentado. La clave está en haber ofrecido mucho contenido de valor gratuito antes de tratar de vender directamente. Si no se cumple esta norma, muchos usuarios percibirán las acciones de e-mail marketing como spam. ¡Gánate primero la confianza de tu target!

 

Creo que tras este análisis queda claro por qué es necesario un blog corporativo. También hemos hablado de las opciones que hay para crearlo, y hemos esbozado algunas de las líneas maestras para ponerlo a trabajar para tu negocio.

Si te ha parecido útil este post, compártelo en las redes sociales para que otros usuarios puedan leerlo. ¡Gracias! 🙂

 Imagen

Esta entrada fue publicada en social media y etiquetada . Guarda el enlace permanente.